10 Consejos para Bajar de Peso

Cuando queremos bajar de peso o adelgazar, muy poca gente piensa en que debe seguir una dieta saludable. Muchos de nosotros, tenemos en mente la idea de pasar hambre, o cocinar comida sin gusto para conseguir reducir esos kilos de más. Y eso, es una gran equivocación.

Generalmente cuando alguien decide perder peso, la primera idea que le viene a la cabeza es buscar una dieta que funcione de manera rápida, para obtener resultados lo antes posible.

10 Consejos para Perder Peso y Adelgazar

¿Se puede adelgazar sin pasar hambre? ¿puedes conseguir tu peso deseado sin practicar mil horas de deporte? Es verdad que existen miles de “dietas milagro” o “dietas express” que harán que en poco tiempo consigas meterte en esos vaqueros que tanto te gustan, pero… ¿son realmente saludables para tu cuerpo?

Tal vez puede que bajes de peso de forma rápida, pero no será de una forma saludable ni efectiva a lo largo del tiempo, ya que si no te educas a llevar un estilo de vida saludable, aparecerá el tan odiado efecto rebote.

Por eso es importante buscar adelgazar con salud. Nada de dietas que prometen ser milagrosas. Nada de saltarse las comidas. Lo primero que hay que entender, es que no hay ninguna fórmula mágica para perder peso de la noche a la mañana.

El secreto es practicar una actividad física y controlar la alimentación, evitando alimentos y actitudes, que no nos lleven a conseguir nuestros objetivos.

Si quieres seguir leyendo sobre esta temática, no te pierdas nuestra entrada de cómo adelgazar rápido.

Consejos para Adelgazar

Claro que, bajar de peso de forma saludable por lo general nos llevará más tiempo. Eso no debería desanimarnos y provocar que desistamos a medio camino de nuestro objetivo. Pero es mejor buscar alternativas saludables a soluciones milagrosas, o hacer locuras para perder peso rápido.

Muchas veces, modificar pequeños hábitos puede marcar la diferencia. Y, como sabemos que no siempre es fácil, aquí te dejamos 10 consejos básicos para adelgazar, de forma fácil, amena y saludable:

1. Cero azúcares

Mucha gente cree que, para bajar de peso, el primer paso obligatorio es cortar con los dulces en su dieta. Y si, durante este proceso deberías conseguir reducir al máximo todos aquellos dulces y alimentos procesados que no te aportan nada a tu dieta ni ningún beneficio para tu alimentación.

Pero, entendemos, que existen muchas personas que no saben vivir sin postre (debo confesar, que yo soy una de ellas 😉 ). Así que, ahí va una solución: no es necesario eliminar radicalmente el azúcar del menú para perder peso; basta reducir su consumo, comiendo dulces más saludables y de forma más moderada.

También, deberías modificar ciertos hábitos como, por ejemplo: cuando tomes café, intentar reducir gradualmente la cantidad de azúcar que le eches, hasta conseguir tomarlo al natural.

2. La importancia del Agua

Bebe mucha agua. No existe una cantidad oficial que debas beber, si no que es importante hacerlo cuando tengas sed.

Lo ideal sería de al menos dos litros por día. Además de engañar al hambre, el agua repone los fluidos del cuerpo, lo que ayuda a mantenernos hidratados.

3. No te saltes ninguna comida

Jamás deberías saltarte una comida cuando estés haciendo dieta. De esta forma vas a aportar una menor cantidad cantidad de nutrientes a tu organismo, y comerás con más ansiedad en la próxima comida, o peor, picarás entre horas.

4. Constancia

Si eres constante, conseguirás tus objetivos con mayor facilidad. Para nosotros, es casi la parte más importante de una dieta.

Es primordial que jamás pases hambre. Y nunca, estés muchas horas sin comer (difícil decir ahora esto, con tanta dieta milagro). La importancia de controlar el peso debe erradicar en consumir alimentos más saludables, que te aporten nutrientes básicos y esenciales, y comer en cantidades menores.

Es por eso, que, para un inicio de cambio de hábitos, es recomendable comer cada tres horas, como máximo cuatro; haciendo pequeñas comidas o pausas para snacks saludables como la fruta.

5. Compromiso y Motivación

El secreto de una buena dieta es mantenerse fiel a tu objetivos. Es por ello, que una norma básica, es mantener una buena motivación y marcarte objetivos realistas que puedas ir cumpliendo, poco a poco.

Obteniendo así metas que sean alcanzables y de esta manera conseguir que no te desmotives. Es importante que programes un horario fijo para tus comidas y sigas dicho horario.

6. Stop Frituras

Evita al máximo los alimentos fritos. No los necesitas para nada en tu dieta y, además, se tratan de alimentos muy calóricos y que ciertamente perjudicarán o atrasarán los resultados de tu dieta.

7. Consulta a los expertos

Siempre, que decidas llevar a cabo una dieta para bajar de peso: consulta a un médico o nutricionista. Su opinión y conocimientos serán mucho más valiosos que los de tú amiga que jura que perdió cinco kilos en una semana.

Si te planteas acudir a uno, no te pierdas nuestra entrada de los errores más comunes de nutricionistas y nutriólogos, para informarte la máximo antes de tomar una decisión.

8. Ejercicio y deporte

Sabemos que una dieta es extremadamente importante para perder peso. Pero, el ejercicio físico es primordial para quemar calorías y alcanzar tu meta con más rapidez. Además, de ser un habito saludable que deberías practicar durante toda la vida.

No hace falta que mañana empieces a entrenarte para una maratón. Iníciate en el deporte con moderación, especialmente si estás llevando una vida sedentaria.

Empieza caminando, y usa esos paseos para ayudarte a desconectar, alejarte de la ansiedad que pueda causarte una nueva alimentación y hacer deporte, al mismo tiempo.

9. Discreción

No salgas por ahí comentando que estás haciendo dieta. Ya que se trata de una  decisión personal, y como tal, es mejor reservarla para ti.

Si quieres comentar con tus amistades más próximas, muy bien, pero evita comentarlo en todos lados. De esta forma evitarás que las demás personas te juzguen y los estarás haciendo por ti y por conseguir tus objetivos.

10. Define objetivos realistas

Al decidir hacer una dieta, mucha gente cree que, en un mes, conseguirá el cuerpo de una modelo. Pero perder peso no es un proceso rápido.

Traza metas realistas dentro de tú dieta y de tú peso. De esta forma, semanalmente conseguirás llegar a un objetivo establecido. Y sobre todo, ¡no te desanimes nunca!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *